Sentirse querido

31 marzo 2009


En una de las cartas que Jorge Bucay escribe en su libro "Cartas para Claudia" hace una reflexión que en su momento me impactó un poco:
"Siempre he pensado que la respuesta más hermosa a un "te quiero mucho" es "y yo me siento muy querido por ti"

Y esto tiene que ver con el "mostrar" (hacer algo evidente para que tú lo veas) y el "demostrar" (es una actitud que intenta probar algo para que tú lo creas)... y como dice el autor: "cuando muestro, parto del prejuicio de que tú no ves, y cuando demuestro, parto del prejuicio de que no crees".

Cuando no existen los prejuicios, cuando la aceptación es total, simplemento soy yo mismo, y actúo según lo que siento, sin ocuparme de lo que veas o lo que sientas...

Y aquí me toca hacer un par de reflexiones en voz alta: en muchas ocasiones, cuando le recriminamos a alguien (ya sea amigo o pareja) que no nos sentimos queridos, comprendidos, escuchados, atendidos... dónde está la frontera entre una necesidad nuestra no satisfecha y la actitud del otro?

Si hay algo que he aprendido es que no se pueden presuponer los pensamientos y sentimientos de los demás, porque la mayoría de las veces, y salvo que tengas la capacidad de leer la mente y los corazones (y la mayoría nos creemos que la tenemos... no nos engañemos), te sueles equivocar, entonces, cuando no te sientes querido, cómo saber si es porque la otra persona se comporta tal cuál es, o es que tú tienes una expectativa de cómo se tiene que comportar la otra persona para satisfacer una necesidad que tú tienes (y aquí ya se llega al colmo de un egoísmo mal entendido)?

Es difícil distinguir entre amor y necesidad, entre ese "amor de cuento de hadas" en el que un príncipe azul (o princesa) vendrá a rescatarnos de nuestras tribulaciones, y colmará todas nuestras necesidades... y un AMOR, así con mayúsculas, en el que nos damos cuenta de que con quien queremos compartir parte de la aventura es con el sapo horroroso, tomando el sol con él al lado de la charca...


La conclusión a la que llego con esto es que la única forma de AMAR es vaciarse de cualquier deseo y expectativa...

7 Comentarios:

Mad Hatter dijo...

¡Jobar! "Arwen" ¡Qué profundidades estás alcanzando! La conclusión última a la que llegas roza el misticismo.
Todos tenemos necesidades y la felicidad consiste en satisfacerlas en la medida de nuestras posibilidades, pero sin obsesionarse ni agobiarse, de una forma ascendente y progresiva (la famosa pirámide de Mashlow).
Creo que no hay nada malo en comunicar nuestras necesidades y espectativas a los demás, si bien la forma de hacerlo es importante. Por ejemplo, si te gustaría que tu pareja te diese más abrazos, una forma amorosa de hacerlo es acercarte despacio darle un abrazo y decir "¿Ves qué fácil y bonito es?¡No cuesta nada!" Y una forma totalmente inapropiada sería recriminarle diciendo: "¡Cuidao que eres seco hijo!¿Cuándo fue la última vez que me diste un abrazo?"
Ayer fue el equilibrio entre reflexión y acción, y hoy la relación entre contenido y forma ¡Muy bien reflexionado "Arwen"! Me estás ayudando mucho a reflexionar y a darme cuenta de cosas importantes.
Abrazos.

1 de abril de 2009, 8:52
Mad Hatter dijo...

A, creo que te gustará leer esta entrada sobre "lo malo de ser feliz".
Besos.

1 de abril de 2009, 9:02
El futuro bloguero dijo...

Interesante artículo ARWEN... pero no comparto la conclusión.

No creo que esa sea la única forma de amar. (ni de ser amado)

Eso sí como dice el refrán,... el que espera desespera, así que es mejor no esperar nada, dar abiertamente, y saber que tu pareja hará lo mismo. Porque si uno quiere que le quieran como a uno le gustaría que le quisieran, normalmente será un eterno insatisfecho.

Besos y achuchones

1 de abril de 2009, 9:32
eva al desnudo dijo...

Uhmmmm...La postura que propone Mad me parece bastante infantil, eso de: "¿ves que fácil y bonito es?" me suena a Disneylandia, quizás porque yo soy de ir al grano si algo me gusta o me disgusta y prefiero que a mí también me lo digan directamente, dígamos que soy más de:"hijo que seco eres".Y de la entrada que enlaza Mad Hatter, espero que obvies algunas cosas que salen escritas allí, que no sería necesario si se desacostumbrara a poner enlacitos (cariño, soy así de directa).

Estoy más con lo que dice Futblo ¿Existe el verdadero amor propio cuando se espera tanto de los demás? Perder el tiempo intentando ser "aceptado" debe de ser bastante estresante.

Besos revolucionarios.

1 de abril de 2009, 12:22
ARWEN dijo...

Hola Mad, si es que estoy últimamente en un plan místico-esotérico... que alucino conmigo misma... sólo espero que este barco me lleve a buen puerto. Me encanta que lo que escribo te ayude a reflexionar... a mí me encanta que me mandes enlaces a otras entradas que has escrito (por más que le repatee a mi hermanita jajaja!)... y estoy completamente de acuerdo contigo en que es muy importante la forma de decir las cosas, aunque se haga de forma directa como dice Eva, es importante no recriminar su actitud a los demás, sino, creo yo, darles a entender cómo te hace sentir la actitud que tienen los demás contigo. Y creo que ahí sí que debería ser yo más directa y tener más confianza en mí, y en el otro, para soltar cómo me siento.

Gracias Futblo, no se me había ocurrido aplicar ese dicho popular a este campo... y me has hecho reflexionar sobre lo de ser "un eterno insatisfecho"...

Eva, ¿le estás metiendo un poco de cañíta al pobre Mad, no? a mí me encanta que me vaya poniendo enlacess a sus entradas!! jajaja pero estoy de acuerdo con él en lo de que las formas son realmente importantes, sobre todo cuando de sentimientos se trata.

Un besazo a todos!!

1 de abril de 2009, 12:34
eva al desnudo dijo...

Se nota que no eres la "afectada", hija!

Me callo ya que el dia está tan nublado como mi cerebro.
Besines.

1 de abril de 2009, 12:42
Mad Hatter dijo...

Me pareció interesante que "Arwen" leyera una entrada de hace mucho tiempo en la que, por otra parte, no se dice nada "inconveniente" ni que haya que "obviar", al margen de los cambios en las circunstancias personales que se han producido y que, todo el mundo que nos conozca algo, estoy seguro que comprenderá perfectamente.

Dar un abrazo es tan fácil y bonito que hasta un niño pequeño y yo podemos hacerlo. Aunque ser directa y con carácter también me parece una bonita forma de ser.

Besos tiernos y abrazos enamorados.

1 de abril de 2009, 14:31